Prevenir el acoso por Internet

Una madre y su hijo miran la pantalla de la computadoraLos padres e hijos pueden prevenir el acoso por Internet. Juntos pueden explorar formas seguras de usar la tecnología.

Sepa qué están haciendo sus hijos en Internet.

Hable seguido con sus hijos acerca del acoso por Internet y otros problemas en relación con Internet.

  • Conozca los sitios que sus hijos visitan y sus actividades en línea. Pregúnteles adónde van, qué hacen y con quién.
  • Explique a sus hijos que como padre responsable debe revisar sus comunicaciones en línea si cree que hay alguna razón para preocuparse. Instalar un software con filtros de control parental o programas de monitoreo es una opción para supervisar la conducta de su hijo en Internet, pero no dependa solamente de estas herramientas.
  • Tenga una idea de lo que hacen en línea y en sus mensajes. Conozca sus sitios preferidos. Pruebe los dispositivos que usan.
  • Solicite sus contraseñas, pero dígales que solo las utilizará en caso de emergencia.
  • Solicite "amistad" o "siga" a sus hijos en las redes sociales o pídale a otro adulto de confianza que lo haga.
  • Aliente a sus hijos a que le digan de inmediato si ellos, o alguien que conocen, es víctima de acoso por Internet. Explique que no les quitará sus computadoras ni celulares si confían en usted acerca de un problema que tengan.

Establezca normas sobre el uso de la tecnología.

Fije reglas acerca del uso apropiado de las computadoras, teléfonos celulares y otros dispositivos tecnológicos. Por ejemplo, hable con claridad respecto de qué sitios pueden visitar y qué tienen permitido hacer durante el tiempo que pasen en Internet. Muéstreles cómo manejarse de manera segura en línea.

Ayúdelos a que sean conscientes acerca de lo que publican o expresan. Dígales que no deben compartir nada que pudiera lastimarlos o avergonzarlos a ellos o a los demás. Una vez que algo se publica, está fuera de su control si alguien comparte su publicación.

Aliente a los niños a pensar sobre quiénes desean que vean la información y las fotografías que publican en Internet. ¿Es adecuado que las vea un completo desconocido? ¿Solo verdaderos amigos? ¿Amigos de amigos? Piense cómo las personas que no son sus amigos podrían utilizar el material.

Dígales a los niños que guarden sus contraseñas en un lugar seguro y no las compartan con sus amigos. Compartir las contraseñas puede comprometer el control que tienen sobre sus identidades y actividades en Internet.

Comprender el reglamento escolar

Algunas escuelas han desarrollado políticas sobre el uso de la tecnología que pueden afectar el comportamiento de su hijo en línea ya sea en o fuera de clase. Pregunte a la escuela si ha desarrollado una política.